Los millennials formarán la mayoría del personal de trabajo en unos años. Muchos miembros de esta generación, nacida entre 1980 y 1994, están unidos por haber superado alguna que otra crisis económica, por ser pioneros y conejillos de indias en el boom tecnológico y por estar más conectados que Selena Gómez en Instagram.

Ahora se encuentran inmersos en el mercado laboral, y no debería ser una sorpresa para nadie que trabajen de manera distinta. Como en todo, es muy común que estas diferencias se acaben reduciendo a estereotipos. Por eso, surge la pregunta: ¿cuáles son los mitos que engloban a esta generación, y cuáles de ellos son ciertos?

millennials en el trabajo

Los mitos de los millennials en el trabajo

El millennial es flojo:

Tenerlo todo al alcance de un clic y no tener que salir de casa ni para ligar hace que sea fácil tildar a esta generación como floja, o poco acostumbrada al esfuerzo. Aunque la realidad puede llegar a ser muy distinta. En general, los millennials se caracterizan por asumir responsabilidades y ser muy ambiciosos. No hace falta hacernos mala sangre enumerando el número de emprendedores de menos de 30 que ya tienen más capital del que la mayoría de mortales acumularemos en una vida entera.

Para los millennials saber desconectar de las responsabilidades laborales y priorizar su vida es muy importante, pero ¿cuántos colegas millennials conoces que han tenido que cancelar planes porque no han salido de la oficina a tiempo? Quizá lo real es que el millennial está más acostumbrado a tenerlo todo, pero precisamente por eso, lucha mucho por conseguir lo que aún no tiene. Con la cantidad suficiente de retos y motivación, puede ser el mejor de los empleados.

como trabajan los millennials

El millennial es inmaduro:

Mirar tanto la pantalla del móvil, revisar las redes sociales cada 2 minutos o los mensajes subliminales en la música de los 90 podrían haber vuelto inmadura a toda una generación, pero tenemos fe y creemos que la generación más preparada de la historia puede superar todo esto.

En muchas ocasiones los millennials son acusados de falta de seriedad a la hora de trabajar. Aunque la realidad es que los millennials no sólo están muy comprometidos con su trabajo, sino que van más allá. Estos niños, hijos de padres que les trataron como tesoros únicos, creen que pueden cambiar el mundo. Y, amigos, creerlo es la única manera de hacerlo.

La mayoría de los miembros de esta generación quieren trabajar en una compañía que valore su creatividad, trabajan duro si saben cuál es el propósito final de su esfuerzo y esperan feedback constructivo de todas las tareas que realizan para poder mejorar cada día. Así que quizá muchas veces no es falta de seriedad, sino de retos.

estereotipos millennials

El millennial es narcisista:

Con los selfies y la gran popularidad de redes como Instagram o Snapchat esta generación se ha ganado una imagen tremendamente narcisista. Y tampoco es gratuita, no todo será dorarles la píldora.

Sin embargo, la desesperada necesidad de atención social en las redes no es una cuestión de edad. De hecho, no hace falta ir muy lejos para encontrar a septuagenarios utilizando las redes para alimentar su ego tanto como un millennial.

Aun así, podemos enfocar positivamente esta tendencia, ya que un narcisista no se permitirá un fracaso. Ni suyo, ni de su equipo.

Recuerda que generalizar nunca es bueno, cada generación tiene sus propias características, tanto buenas como malas. Y, sobre todo, que toda tendencia puede enfocarse a una actitud positiva.

Si eres un millennial en busca de trabajo y quieres demostrar que estos estereotipos son falsos, te invitamos a revisar las ofertas de trabajo que tenemos para ti.

Ver ofertas en InfoJobs

InfoJobs no valida los comentarios que publican los usuarios en esta sección. Confiamos en el sentido común de cada uno. Si detectas algún mensaje que no cumpla con nuestras normas de uso avísanos.