Quizás estamos totalmente centrados en el trabajo. Incluso cuando uno no está en la oficina, su cabeza puede seguir ahí. La parte que más se resiente cuando hay desequilibrio suele ser nuestra parcela personal y/o familiar. Y no dedicar tiempo a otras cosas que también son importantes para nosotros pasa factura.
Como nunca es tarde para ponerse con ello, te propongo unos pasos que pueden servirte de guía para que encuentres tu punto de equilibrio y, si no es un problema, para que puedas evitar que lo sea algún día.
Toma la iniciativa
Sentir que tienes las riendas de tu vida o de que tú puedes controlar la situación te ayudará a reducir el nivel de ansiedad.
Cuando estamos en una situación complicada y surgen problemas tenemos tendencia a culpar a los demás o a las circunstancias. Con esta perspectiva es difícil solucionarlo. El culpable siempre será otro: nuestro jefe, la situación económica, nuestra pareja…  y sin darnos cuenta estamos dejando en manos ajenas nuestro bienestar.
No quiero entrar en si hay razón o no para pensar así: lo importante es que encuentres tu equilibrio personal y profesional. 
Si esperas a que los demás cambien para que puedas sentirte mejor corres el riesgo de que nunca sea así. Demasiado peligroso tratándose de tu bienestar. Recuerda que siempre, siempre, puedes hacer algo para cambiar las cosas que no te gustan. Desde las opciones más radicales hasta las más comedidas.
Tus valores
Tener claridad sobre qué cosas son importantes en tu vida es muy útil. Sirve para marcarse un plan, para tener un rumbo, una visión de hacia donde ir más allá del corto plazo, con una estrategia en mente. Te permitirá ver más fácilmente dónde quieres invertir más tiempo y te ayudará a la hora de tomar decisiones sobre cómo poner límites para cambiar tu situación del presente.
Lo importante para ti cuenta: tus aficiones, tus intereses, tus prioridades… depende de ti darle espacio en tu vida. Un ejercicio que te puede ayudar para tener claros tus valores es hacer una lista y escribirla en un papel: ¿cuáles son las 10 cosas más importantes para ti en este momento de tu vida?
Organiza tu tiempo 
Uno de mis libros favoritos sobre productividad y gestión del tiempo es el de Stephen R. Covey (Los 7 hábitos de la gente altamente efectiva). Habla de ser más efectivo desde un punto de vista sano y sostenible.
Tener una visión a largo plazo, dedicar tiempo a la prevención en vez de a las crisis, saber qué es lo importante y tener unos objetivos claros te ayudará a trabajar con un mayor control del tiempo, aliviando así situaciones innecesarias de estrés.
Otro dato muy interesante que propone en su libro es distinguir entre todos nuestros roles. Uno no es sólo trabajador en la vida. También se es hijo, o hermano, padre, individuo, ejecutivo, técnico en alguna área, amigo, etc. Para cada uno de estos roles tenemos un meta que deriva en un plan para llegar ahí. Tener en cuenta todos tus roles en la gestión de tu tiempo te ayudará a tener en cuenta todas las áreas de tu vida.
Disfruta tu tiempo libre
Disfrutar es importante. Aunque parece obvio, no siempre se está presente en el momento del disfrute o tomamos consciencia de lo que era disfrute cuando ya ha pasado. Saborear las actividades que te hacen sentir bien, con consciencia, poniendo intención y ganas, es una práctica que te ayudará a “cargar pilas”.
No hacen falta cambios drásticos para disfrutar más de tu tiempo personal. Escuchar una canción, tomar un baño con sales, darse un capricho, planear una cena especial, leer un capítulo del libro que tienes ganas de leer, desconectar viendo una película… encontrar el momento para hacer lo que te guste depende de ti y saborearlo también.
Todo empieza con un primer paso.
Claudia Calderón es Coach certificada y fundadora de The Braveliving, donde realiza sesiones individuales, cursos y talleres.

InfoJobs no valida los comentarios que publican los usuarios en esta sección. Confiamos en el sentido común de cada uno. Si detectas algún mensaje que no cumpla con nuestras normas de uso avísanos.

Deja un comentario