En mis muchos años de experiencia en la orientación personal y profesional, me he encontrado con muchas personas que tienen grandes ideas, una buena estrategia de búsqueda de salidas profesionales y que, sorprendentemente, no han logrado sus objetivos en los tiempos previstos.

Y es que no es solo tener buenas ideas o grandes dosis de talento, o tener una resiliencia capaz de superar todas las situaciones. Siendo esto sumamente importante: si no arrancamos el coche, éste no circula.

Así que comencemos por aceptar que en todas nuestras actuaciones de la vida y, mucho más en la profesional, no basta con querer. Tenemos que actuar y, desde ese movimiento, comenzar a desencadenar las actuaciones del talento, de la resiliencia, de la constancia, en definitiva, de todos los mecanismos que nos lleven al éxito.

Objetivos + DETERMINACIÓN + Constancia + Resiliencia = Éxito

No pensemos que “mejor lo haremos mañana” o que “ahora no me viene bien” o que “voy a tomarme unos días”…. Mañana puede ser tarde y una recomendación que hago es que cada minuto de nuestra vida cuenta y además mucho.

Todos en nuestra vida nos hemos encontrado con personas a las que vemos y comprobamos que les está yendo bien y conocemos a otras a las que no les va tan bien.

Comenzar el día planificando lo que vamos a hacer, elegir cuál es nuestro objetivo del día, en qué tenemos que poner el foco en las próximas horas, unido a aplicar determinación para hacerlo es una de las claves de aquellas personas a las que les va bien en la vida.

Otros dirán que es producto de la suerte, pero no recuerdo a ninguna persona sin determinación que haya tenido suerte en la vida.

Como decimos habitualmente, la suerte es la combinación de la oportunidad más el talento y añado sin lugar a dudas… junto a la determinación. Y esta determinación debemos regarla cada día para que crezca con salud. Entrenarla dependerá de nosotros y del tiempo que le podamos dedicar.

Para todas aquellas personas a las que les cueste tomar una decisión y que les está impidiendo ponerse en marcha les diría que se hagan estas otras preguntas… ¿Cuáles son las consecuencias de esta decisión que estoy tomando? ¿Esta decisión que estoy tomando traerá felicidad para mí y para aquellos que están alrededor mío? Si la respuesta es sí, adelante. Si es no, no la tomes.

Es lo que se denomina acción correcta espontánea, acción correcta en el momento correcto.

Preguntar siempre a tu intuición es otra de las recomendaciones que te hago. Así que ponte a la tarea para conseguir ser una de aquellas personas a las que le vaya muy bien en la vida. Recuerda la fórmula que te proponía unos párrafos más arriba; en definitiva, aplica sentido común a tu vida y actúa.

Vivimos en la era en la que las decisiones se deben tomar más rápidamente porque las cosas pasan a una velocidad como nunca antes hemos conocido. Piensa que mañana no es que quizás sea tarde, es que seguro que será tarde.

Alberto Carcedo es autor de la web ConGanasDeTrabajar y ha escrito el libro “¡Despierta! Ha sonado el despertador. Una guía para encontrar y mantener el empleo en la nueva era”.

¿Buscas nuevas oportunidades laborales?

Ver ofertas en InfoJobs

InfoJobs no valida los comentarios que publican los usuarios en esta sección. Confiamos en el sentido común de cada uno. Si detectas algún mensaje que no cumpla con nuestras normas de uso avísanos.